AVANTASIA y su pasado en Chile
Vistas
212
A días de que la ópera rock procedente de Alemania, se presente por tercera vez en nuestro país (20 de abril en el Teatro Caupolicán a las 20:30 horas), realizamos un recuento de sus visitas previas hasta la fecha, en donde su estilo musical ha ido evolucionando al integrar nuevas influencias y elementos tras su último lanzamiento denominado Goshtlights (2016). Comencemos…

2008

Es la primera vez de los europeos tocando suelo nacional y para muchos asistentes la gran oportunidad de ver en vivo la agrupación a la cual habían seguido desde su debut en 2001 con The Metal Opera. Es así como con un set de canciones bastante cargado a su placa del momento The Scarecrow (2008), les permitió salir airosos de un show que resultó lleno de energía y ovaciones.

De este modo, el viernes 20 de junio Avantasia abrió la velada con Twisted Mind desatando la euforia del respetable convocado aquella noche, para luego seguir con el tema del mismo álbum que los mantenía de gira en esa oportunidad, The Scarecrow. Mientras seguía el show, Jorn Lande continuaba haciendo de las suyas en la interpretación de Another Angel Down, también de la última producción.

Luego vinieron los temas de su disco The Metal Opera, oportunidad en la que el brasileño André Matos se encargó de reemplazar a Michael Kiske, quien no pudo estar presente en esta parte del tour. Es así como con la intención de matizar un poco el setlist, siguieron sonando temas de la placa que los tenía en gira: The Story Aint Over, Shelter From The Rain, Lost In Space y I Don’t Believe In Your Love.



Materia aparte y digno de destacar fue el gran juego de luces que presentó el espectáculo, como también el momento en el que Tobias pierde el micrófono tras enredarse en la bandera chilena. Por si eso fuera poco, para el recuerdo queda la caída de Matos sobre la tarima luego de cabecear el último tema y cuando termina cantando con el micrófono de Harmann después de habérselo desconectado.

Dentro de los clásicos, estuvieron Serpens in Paradise, Reach Out For The Light, Farewell, Inside, Lost in Space, No Return y uno de los infaltables para cerrar los conciertos, Sign Of The Cross / Seven Angels. En definitiva, un show redondo a pesar de la ausencia de figuras clave y el escaso público que logró convocar en dicha ocasión el proyecto originario de la ciudad de Fulda.

2013

Tras poco más de 5 años desde su primera visita y debut en nuestro país, el súpergrupo liderado por Tobias Sammet volvía para presentar su última placa, The Mystery Time. Sin embargo, en esta oportunidad regresaba acompañado de un elenco mucho más sólido para interpretar los temas de la manera más fiel posible a la composición original del disco.

Nuevamente el recinto de San Diego 850 se prestaba para recibir a la ópera rock de Avantasia durante un show que duraría cerca de 3 horas y que se convertía en la oportunidad perfecta para quienes se los perdieron en 2008. Es así como con una concurrencia notoriamente mayor, el lugar se llenó de magia cuando una serie de elementos comenzaron a proyectarse en los telones desplegados sobre las galerías del recinto, al son de la intro “Also Sprach Zarathustra”.



Tras la calurosa recepción por parte del público, era posible augurar una noche llena de energía ¡y cómo no! pues si se trata de animación, Sammet es un showman nato. De esta manera, el espectáculo prosiguió en un intercambio de nuevas canciones con clásicos de la talla de Reach out for the light, Breaking Away, Promised Land, Farewell, Lost in Space, entre otros.

Si bien el concierto no estuvo libre de desperfectos técnicos que incluso imposibilitaron la ejecución de The Great Mystery, los músicos nos dejaron en claro que a pesar de todo el show debe continuar. En ese sentido, los asistentes bien comprendieron que era un tema que no pasaba por la banda, por lo que no pararon de disfrutar y es que cómo no hacerlo ante tamaña calidad de artistas que teníamos en frente.

Mención aparte para la conexión que Michael Kiske (ex Helloween) logró con la fanaticada, para el notable despliegue escénico de Eric Martin (ex Mr. Big), la interpretación integral de Thomas Rettke (Heaven's Gate) y el dominio en la guitarra de Oliver Hartmann (ex At Vance). Concierto redondo y más que justo para los fieles fans de la banda que sacrificaron un día de pega por verlos.



La gira por Latinoamérica comienza en Chile para continuar por Argentina y finalmente concluir en Brasil. Las entradas se encuentran a la venta a través del Sistema Ticketek y sin recargo pagando sólo en efectivo en Tiendas The Knife (última preventa hasta el 19 de abril).


ENTRADAS

Preventa 1: 21 de enero al 20 de marzo
Cancha y Platea: $27 mil
Palcos: $40 mil

Preventa 2: 21 de marzo al 19 de abril
Cancha y Platea: $29 mil
Palcos: $42 mil

Día del show
Cancha y Platea: $31 mil


PRÓXIMOS CONCIERTOS
ÚLTIMOS LANZAMIENTOS