Megadeth en Chile
Vistas
644
Megadeth debe ser una de las bandas que más nos han visitado, por lo mismo tiene bastante merito que siempre se presenten frente a una gran cantidad de público. En este caso, el Teatro Caupolicán estaba totalmente lleno, haciendo que el ambiente fuera el ideal para recibir a Mustaine y compañia.

Saken

A las 19:55 empieza a sonar una intro que nos decía que los nacionales Saken saldrían al escenario, quienes desde el comienzo tuvieron un sonido muy potente y claro. Su metal, muy en la onda que se hacía a mediados de los 90 (de hecho son de esa época, y se reformaron hace unos pocos años) fue muy bien acogido por los presentes, con sus buenos mosh y harto headbanging, incluso me llamó la atención porque no es común que un acto de apertura suena así de bien y que tengan tanto apoyo.

Respecto a la performance de ellos, estuvo bien, pero creo que Carlos Quezada (vocalista) debería soltarse un poco más. De todas formas, dieron un buen show durante la media hora que tocaron.

Megadeth

Megadeth, ufff, es complicado hablar de ellos; amados y odiados, pero definitivamente no causan indiferencia. Lo concreto es que son una de las bandas fundamentales del Thrash Metal, y que venían promocionando su disco Dystopia (2016), el que ha recibido muy buenas críticas y ha funcionado bastante bien.

A las 21:07 empezó una intro con muchas imágenes en la pantalla gigante que estaba en el escenario, dando paso a “Hangar 18”, uno de los grandes hits del grupo. Obviamente el público se volvió eufórico, algo que fue la tónica de la jornada. Ya con este tema se pudo apreciar muchas cosas, como el sonido, el que fue muy definido, potente y muy bien ecualizado. He visto a la banda en varias ocasiones y probablemente esta fue la que mejor sonaron.

Uno de los puntos que serían importantes era ver que tal son los nuevos integrantes. Shawn Drover y Chris Broderick (batería y guitarra, respectivamente) eran buenos músicos pero muy estáticos y con muy poco carisma. Entonces el ingreso de Kiko Loureiro se notó un montón. Por un lado, fue técnicamente impecable, tocando de manera perfecta y con mucho desplante, moviéndose de un lado a otro, participando con el público, etc. Sin duda se notaba que lo estaba pasando bien, es más, en momentos se estaba robando el show. Sin duda un acierto su incorporación. Dirk Verbeuren también se veía entusiasmado, y su ejecución fue de gran calidad. Quizás es muy “relojito” y le falta el feeling que tenía Nick Menza, por dar un ejemplo, pero igualmente ha sido un buen ingreso a Megadeth. Ambos fueron un gran complemento. Mustaine sigue siendo el alma de Megadeth, mostrándose bastante comunicativo con la audiencia, tocando de manera excelente y demostrando el desplante que te dan años de experiencia. También cantó mejor de lo que esperaba, incluso pensé que lo haría peor, así que me alegro haberme equivocado. Ellefson igualmente estuvo muy bien, llevando el peso del show cuando lo requería, y mostrando la calidad que lo caracteriza.

Como era de esperar, presentaron varias canciones de “Dystopia“, como el tema homónimo, “Fatal Illusion” o "Conquer or die”, además de los temas clásicos. En este aspecto, me impresionó gratamente escuchar “Rattlehead” de su primer disco (uno de los puntos altos en mi opinión). Obviamente no podían faltar piezas como “Tornado of Souls” (dedicada al fallecido Nick Menza), “Peace Sells”, “A Tout le Monde”, “Waken up Dead”, “In my Darkest Hour”, “Trust”, “Symphony of Destrucion",”She Wolf”,”Holy Wars” (con este cerraron su presentación), etc, etc.

Pasando ahora a lo pudo ser mejor, sería bueno que sus set-list salieran de molde (temas nuevos más los mismos de siempre). “Rattlehead” escapó de esto, pero sería agradable que incluyeran más sorpresas así (obviamente estoy descartando las giras que conmemoran algún disco…). Otro “detalle” es algo que quizás no todos se dieron cuenta, pero no me gustó mucho que bajaran la afinación. No es algo exagerado (debe ser solo un tono), pero no sé, habiendo escuchado varias veces sus canciones antigua se nota, siendo mejor la afinación original. Este es un recurso que se utiliza cuando el vocalista canta con una calidad más baja a como lo hacía en el pasado, pero en esta ocasión Mustaine estaba haciéndolo bien, así que fue innecesario.

Como ya escribí antes, he visto a Megadeth en varias oportunidades, así que puedo asegurar que esta ha sido una de las mejores. La banda viene en un gran momento y la producción fue excelente, tanto en sonido como en el escenario (pantallas, muchas imágenes ad-hok a la música, escenografía muy en la onda del “Dystopia“, etc.), así que nada podía salir mal.

Fotografías por Sebastián Domínguez © www.sebastiandominguez.cl

PRÓXIMOS CONCIERTOS
ÚLTIMOS LANZAMIENTOS